Cientos de miles de personas se verán afectadas por el paro del jueves (Foto: Télam)
Cientos de miles de personas se verán afectadas por el paro del jueves (Foto: Télam)

Las seis líneas del subte y el Premetro se verán paralizadas este jueves entre las 5:30 y las 10:30 de la mañana  por una medida de fuerza que llevarán adelante los metrodelegados, que reclaman a la empresa concesionaria Metrovías la contratación de personal en boleterías para las nuevas estaciones.

La retención de tareas de este jueves será una más entre las varias medidas de fuerza que llevó adelante la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP) en las últimas semanas luego de que no prosperara la negociación con la empresa concesionaria del servicio de transporte.

Según los metrodelegados, la medida de fuerza llegará "luego de 9 audiencias fallidas en el ámbito de la Subsecretaría de Trabajo de la Ciudad con Metrovías y SBASE, que tuvieron como consecuencia diversas medidas de autodefensa y difusión, no hemos recibido ninguna propuesta ni solución".

En un comunicado, la AGTSyP sostuvo que "a partir de la inauguración de la extensión de la línea E sin incorporación de boleteros y boleteras en las estaciones Catalinas y Correo Central Norte, reclamamos el incumplimiento de los acuerdos que establecen la obligación de incorporar el personal correspondiente en estos espacios".

En esa línea, los metrodelegados agregaron: "Exigimos que se respeten los acuerdos de incorporación de personal y que se declare la línea E en emergencia dadas las pésimas condiciones en las que se encuentran los trenes, que tienen más de 50 años de antigüedad".

La franja horaria elegida para esta nueva medida de fuerza abarca por primera vez un "horario pico", y complicará fuertemente a los pasajeros en lo que se refiere a la llegada a los lugares de trabajo.

Por este mismo conflicto, que ya lleva más de un mes de extensión, los metrodelegados realizaron dos paros en todas las líneas, uno el viernes pasado durante cuatro horas, de 13:00 a 17:00, y otro de dos horas el miércoles 28 de agosto, de 21:00 a 23:30.

La empresa Metrovías mantiene el rechazo a ese reclamo gremial, al considerar que tomar más personal para esas tareas "es totalmente injustificado" y que "la dotación de dicha línea se encuentra completa para las necesidades operativas".

En un comunicado, la empresa agregó que ha participado "en todas las audiencias convocadas por las autoridades laborales hasta la fecha y continuará haciéndolo en pos de encontrar soluciones y evitar afectar a los usuarios".

Seguí leyendo: