Estrategias para prevenir gripe y neumonía en pacientes de riesgo

En la Argentina, la neumonía es la sexta causa de muerte en general y la quinta causa en mayores de 60 años. La enfermedad se desarrolla cuando un germen infeccioso invade el tejido pulmonar, por tres vías distintas: por aspiración desde la nariz o la faringe, por inhalación o por vía sanguínea. La bacteria más frecuente que causa la neumonía es el neumococo (Streptococcus pneumoniae) y, entre los virus, el más frecuente es el de la gripe.

Noviembre es el mes de la Lucha Contra la Neumonía -la efeméride se evocó el pasado 12 de noviembre- y es una fecha que busca clarificar el mensaje de que se trata de una enfermedad frecuente y que puede ser grave si no se controla a tiempo, para así evitar minimizarla y que produzca una complicación en el paciente. En ese marco, un gran número de organizaciones de distintas regiones del mundo, aprovecharon – una vez más- la oportunidad para sensibilizar sobre el impacto que causa esta enfermedad en la comunidad.

Este padecimiento si bien puede ser producida por virus y hongos, generalmente es causada por bacterias, entre las cuales la más común es el neumococo (Streptococcus pneumoniae). Dentro de la clasificación, la neumonía adquirida en la comunidad es un tipo de neumonía, que afecta a personas de todas las edades.

Se caracteriza por manifestar síntomas de infección aguda de las vías respiratorias bajas y por opacidades en la radiografía de tórax de aparición reciente y que no son explicables por otras causa (Shutterstock)
Se caracteriza por manifestar síntomas de infección aguda de las vías respiratorias bajas y por opacidades en la radiografía de tórax de aparición reciente y que no son explicables por otras causa (Shutterstock)

“Se trata de una afección grave que puede producir cuadros leves o moderados, pero que en muchos casos lleva a la hospitalización y muerte. Se produce con más frecuencia en los extremos de la vida: en los niños menores de cinco años y en los adultos de 65 años o más”. El médico infectólogo Gustavo Lopardo (MN 74429) es coordinador docente en Funcei y advirtió que “existen una serie de instrumentos que tienen condiciones que predisponen a padecer neumonía, como las personas con problemas cardíacos, con problemas respiratorios, los diabéticos, quienes tienen problemas renales, los que fuman o los que toman alcohol en exceso”.

Los síntomas más frecuentes son tos (con o sin expectoración), fiebre, escalofríos, dificultad para respirar y frecuencia cardíaca aumentada, sin embargo, es una enfermedad que se puede prevenir. Además se caracteriza por manifestar síntomas de infección aguda de las vías respiratorias bajas y por opacidades en la radiografía de tórax de aparición reciente y que no son explicables por otras causas (edema pulmonar o infarto pulmonar).

En este contexto, el profesional apuntó a las estrategias que existen para prevenir el diagnóstico. Algunas comienzan por modificar o aplicar un hábito de vida saludable que implica no fumar o abandonar el hábito del tabaco, el alcoholismo y la buena alimentación. Pero además hay herramientas adicionales que son las vacunas que evitan la aparición de neumonía por el germen que lo produce, el neumococo, y también la vacuna de la gripe. Ambas vacunas, son dos herramientas que ayudan a prevenir la neumonía y que están disponibles en Argentina.

La neumonía adquirida en la comunidad es un tipo de neumonía, que afecta a personas de todas las edades (Shutterstock)
La neumonía adquirida en la comunidad es un tipo de neumonía, que afecta a personas de todas las edades (Shutterstock)

“La vacuna antigripal y la vacuna antineumocóccica son dos herramientas que ayudan a prevenir la neumonía y que están disponibles en nuestro país -sostuvo el especialista-. Sin duda, la vacunación antigripal ha logrado ‘prender’ en la comunidad y en la sociedad civil: la gente habla de la vacuna antigripal”.

Y tras asegurar que en el mismo momento en que las personas van a aplicarse la vacuna de la gripe deben pedir que los vacunen contra el neumococo, resaltó: "Las personas que tengan 65 años o más la van a tener de manera gratuita simplemente con mostrar su documento, en tanto, los que tengan 64 años o menos deberán tener algunas de las condiciones recién mencionadas que los expone a mayor riesgo acreditadas por un médico y de esa manera tendrán gratis la vacunación".

"Vacúnense contra la gripe todos los años y vacúnense contra la neumonía", finalizó.

El objetivo de Stamboulian talks es transmitir a través de exposiciones atractivas y sintéticas aspectos interesantes, importantes o novedosos en temas sanitarios. La meta es que cada presentación sirva de disparador para que la audiencia se sienta motivada a profundizar, indagar, crear conciencia o pasar a la acción en relación a los temas presentados.

SEGUÍ LEYENDO