Las transacciones electrónicas tienen ventajas operativas y ahorran tiempo..
Las transacciones electrónicas tienen ventajas operativas y ahorran tiempo..

La utilización de dinero electrónico fue récord en noviembre último, con un 31,4% del total de depósitos a la vista del sector privado, y batió 23 marcas históricas en dos años.

El informe que acompaña a la medición del UDE Link sostuvo que, en línea con la nueva política monetaria restrictiva, en noviembre volvió a caer la demanda del dinero.

"Pero el uso de dinero electrónico por parte del conjunto de entidades de Red Link alcanzó el récord de 31,4% del total de depósitos bancarios a la vista en el sistema financiero", indicó. Así, subió casi 5 puntos porcentuales en comparación con un año antes, al ascender a $251.829 millones.

El total de las transacciones de todos los canales electrónicos de pago se elevó en noviembre 26,7% interanual, a casi 365 millones de pesos.

Por parte de personas físicas y jurídicas, con un promedio de poco más de 690 pesos por operación, subió 12,1% en un año.

En noviembre se superaron 23 récords en los componentes del UDE Link: monto de transacciones a través de los canales; relación con el total de depósitos; cantidad de operaciones; transacciones por home banking y móviles; uso de billetera electrónica; Link Celular; y usuarios de tarjeta electrónica, entre otros.

Respecto del uso del dinero electrónico, se detectó que los usuarios abonan los servicios de luz, agua y gas junto a los impuestos nacionales, telefonía y tarjetas de crédito.

El crecimiento más dinámico se observó en el segmento de la banca Empresas; se duplicó en 20 meses a 256.463 transacciones, mientras en la franja de personas físicas, el aumento fue más moderado, del 22,1 por ciento.

En el caso de las personas físicas, que es donde más rápido se han captado las ventajas operativas y ahorro de tiempo y confiabilidad del sistema de pago electrónico, los usos más significativos, en cantidad de transacciones, corresponden a luz, gas y agua 26% del total; 19% impuestos a cargo de la AFIP; telefonía 17% y tarjetas de crédito, casi 15 por ciento.

Le siguieron Impuestos Municipales, un 8%; otros tributos nacionales y provinciales, 4%; y operadores de cables de TV, 3 por ciento.

Seguí leyendo: