En lo que va de enero, las acciones argentinas suben 3% en pesos, pero ceden 4% en dólares. (Reuters)
En lo que va de enero, las acciones argentinas suben 3% en pesos, pero ceden 4% en dólares. (Reuters)

El panel S&P Merval de ByMA (Bolsas y Mercados Argentinos) operó con una apreciable alza de 1,6% este lunes, para alcanzar los 43.000 puntos perdidos en la jornada fatal del 12 de agosto, cuando plasmó uno de los derrumbes más amplios de su historia, después de las elecciones primarias.

Aquella caída no fue un hecho aislado: la Bolsa de Comercio porteña había experimentado en la rueda del 9 de agosto una escalada de 7,9% en pesos y de 7,1% en dólares, en un movimiento especulativo que entonces se atribuyó a la difusión de encuestas que auguraban una muy buena elección del oficialista Cambiemos. El Merval cerró entonces en récord nominal de 44.355 puntos.

Pero un resultado contrario, con una ventaja de 15 puntos a favor del opositor Alberto Fernández, del Frente de Todos, sepultó en cuestión de horas la expectativa por una reelección de Mauricio Macri, considerado más “amigable” para el mercado financiero, y detonó un desplome de las cotizaciones que solo se revirtió de manera parcial.

El lunes 12 de agosto el panel Merval se hundió en una sola rueda un 37% en pesos y 46% medido en dólares, a sus precios más bajos desde diciembre de 2012. Después de establecido el control de cambios y el reperfilamiento de deuda pública de corto plazo el 1° de septiembre, el referente líder llegó a perforar el 3 de septiembre el piso de 400 puntos en dólares por primera vez en 10 años y medio.

Fuente: Salvador Di Stefano (Twitter: @SalvaDiStefano)
Fuente: Salvador Di Stefano (Twitter: @SalvaDiStefano)

Este lunes, el panel Merval terminó en torno a 43.000 puntos, la puntuación más alta desde las PASO, pero enfrenta la “barrera psicológica” del récord de agosto, que dejó un sabor amargo y cuantiosas pérdidas a los operadores bullish.

Medido en dólares el mercado de renta variable todavía ofrece valuaciones muy bajas que ameritan algunas apuestas a una recuperación mayor. Un Merval que alcanza hoy los 532 puntos en dólares, según la paridad “contado con liquidación”, está bastante debajo de los 943 puntos del 9 de agosto de 2019, y vale un 70% menos que los 1.753 puntos del 22 de enero de 2018, dos años atrás.

El analista económico Salvador Di Stefano puntualizó que “en términos generales, el Merval tiene para subir 40% en dólares hasta alcanzar su promedio histórico ajustado por inflación, que es de USD 738 para los últimos 18 años”.

En promedio, hoy las acciones argentinas valen en dólares un 70% menos que dos años atrás

“Debe tenerse en cuenta que los mercados suelen anticiparse, con lo cual no es necesaria una recuperación en la actividad económica para que la bolsa suba; quienes esperen hasta dicho momento para tomar posición se perderán de la mayor parte del rebote en los precios”, agregó Di Stefano.

Una vez asimilada la noticia de un inminente cambio de Gobierno, la Bolsa llegó a acaparar en el último cuatrimestre de 2019 beneficios promedio de 75% en pesos y de 43% en dólares, aunque en enero empezó a “lateralizar” ante la falta de precisiones sobre la renegociación de la deuda soberana.

En rigor, el Merval en pesos suma un beneficio promedio de 3,3% en lo que va de enero, aunque medido en moneda dura aún registra una baja de 4,8% en dólares, según el “contado con liqui”.

No es una baja destructiva, los ruidos fueron rotundos en el sector financiero y esa baja se hizo sentir, fue indudablemente potente. Desde nuestra visión técnica y optimista a la vez, no nos dejamos engañar e insistimos en que si la Bolsa es ‘alzas y bajas’, ya cayó al piso. Del piso sale para volver a subir y así sucesivamente. A la profundización del piso con esta crisis llegamos muy rápido, en una caída histórica de un solo día, pero exageramos la nota con precios caídos en dólares”, resumió Jorge Fedio, analista técnico de Clave Bursátil.

Seguí leyendo: