Por Esteban Castromán / Iñaki Echeverría

mutek
MUTEK.AR // Trance en la aldea electrónica

¿De qué hablamos cuando hablamos de mutación digital? Probablemente cualquier respuesta sea insuficiente porque es casi utópico obtener una visión panorámica completa, durante este lapso transitorio en que nuestro hábitat (entornos físicos, mediaciones sociales, modelos para dialogar con uno mismo y todo lo demás) se va transformando sin saber muy bien lo que ocurre, extraviados al interior de una oleada rabiosa, con la fantasía de estar surfeando la razón y domesticar el futuro.

En el campo cultural, hoy ya nadie se alarma ante conceptos como "digital", "electrónica", "DJing", hasta suenan naturales, porque con el tiempo se fue entendiendo e instalando algo básico: que la técnica es (siempre se trató de lo mismo, en verdad) el ecosistema donde vivimos y no una sumatoria de tecnologías que buscan sustituir la experiencia humana en términos de producción artística.

Sin embargo, hasta principios de 2000, aún persistía en los ámbitos más ortodoxos de la cultura rock argentina un romanticismo tecnofóbico que rechazaba cualquier manifestación vinculada con el procesamiento digital del sonido, por sospecharlo poco auténtico, sin aquella pasión genuina de la esquina suburbana y diametralmente opuesto a la sensibilidad catártica del aguante barrial.

Hilando fino: puros prejuicios porque, entre miles de otras cosas que podría agregar en este punto, las manifestaciones artísticas más punk, experimentales y rupturistas están mediadas por la tecnología.

Hilando grueso: mito del cheto que odia los punteos de guitarra, aguijoneados por escenas masivas y bizarras como aquella de Pappo diciéndole a DJ Deró que se consiga un trabajo honesto en el programa de TV Sábado Bus, hace dieciocho años. Puede parecer trivial, pero no lo es. Es un signo de época, en varios sentidos: impunidad televisiva neoliberal, el genio del Carpo envalentonado porque la estética del blues&roll era mainstream, un dólar valía un peso, la fábrica de chorizos raver de DJ Deró estaba en su apogeo.

Entonces, botón FF para avanzar en el tiempo, 2018, ayer 13 de septiembre, inauguración de MUTEK.AR: festival internacional de creatividad digital de origen canadiense que se realiza por segunda vez en Buenos Aires.

"Lo que expresa el festival es que, en un planeta de constantes cambios, el MU de MUTEK se refiere a la noción de mutación. El propósito es proveer una plataforma para artistas originales y visionarios. La programación se completa con nuevas actividades y los talentos surgidos de la convocatoria federal. Además, el programa AMPLIFY, activará su plataforma en el festival para dialogar sobre accesibilidad, inclusión e igualdad de género entre profesionales del sector a nivel local e internacional.", explican sus organizadores.

Las actividades se llevarán a cabo en seis sedes (Centro Cultural San Martín, el CCK, el Planetario, Punta Carrasco, La Tangente y Music Hub) con la participación de más de ochenta artistas argentinos e internacionales, como The Orb, 1024 Architecture, Africaine 808, Akufen, Radio Slave, Dany Nijensohn, Feminoise, Diamin & Fango, entre otros.

*MUTEK.AR 2018
Del 13 al 16 de septiembre
Cultural San Martín | CCK | Planetario | Punta Carrasco | La Tangente | Music Hub

FESTIVAL AHORA // Un viaje musical hacia lo nuevo

La tercera edición de este evento reúne a las artistas más interesantes de la escena musical emergente y que recomendamos conocer.

Para ir afinando la escucha, adelantamos algunos videoclips destacados a modo de playlist #CulturaLadoB:

Dakillah

Sof Tot

Mariana Paraway

Jimena López Chaplin

La Femme D´Argent

Victoria Bernardi

 

FESTIVAL AHORA
23 de septiembre
Ciudad Cultural Konex
Sarmiento 3131, Almagro

 

______

SEGUÍ LEYENDO