Netflix se ha convertido en la red de televisión online más grande del mundo (Archivo)
Netflix se ha convertido en la red de televisión online más grande del mundo (Archivo)

Netflix está comprando su primer estudio de producción. Se trata de la instalación de Nuevo México donde se rodaron muchas de las escenas de The Avengers y Sicario. El objetivo de la plataforma digital es adaptarse a su creciente producción de películas y programas de televisión originales.

La red de televisión online más grande del mundo afirmó en un comunicado que está en sus últimas negociaciones para adquirir ABQ Studios en Albuquerque. Los términos del acuerdo no se han dado a conocer. Netflix ya filmó el drama sobrenatural Chambers y la épica Messiah en Nuevo México, y anteriormente también filmó allí la serie ganadora del Emmy Godless.

La adquisición desdibuja aún más la línea entre el gigante del streaming y un estudio tradicional de Hollywood, con sus espacios de sonido, departamentos creativos y distribución. Si bien la compañía con sede en Los Gatos (California) gastará más de USD 8 mil millones en películas y programas de televisión este año, la mayor parte de ese dinero sirve para financiar proyectos realizados por otras compañías. Netflix, por ejemplo, no es dueña de The Crown u Orange is the New Black.

Entrada a los estudios ABQ en Albuquerque (Nuevo México) (Cortesía de ABQ Studios)
Entrada a los estudios ABQ en Albuquerque (Nuevo México) (Cortesía de ABQ Studios)

Sin embargo, el servicio online también ha aumentado rápidamente su producción interna, produciendo éxitos como Stranger Things.

Los Ángeles es el centro del floreciente negocio de la producción de Netflix. Hace poco, la compañía admitió que arrendó una torre de 13 pisos adyacente a sus oficinas existentes en Hollywood.

Nuevo México ofrece incentivos fiscales para atraer producciones. Juntos, el estado y la ciudad de Albuquerque proporcionarán a Netflix USD 14.5 millones en fondos. Netflix dijo que creará hasta 1.000 empleos al año y gastará USD 1.000 millones en producción durante los próximos 10 años.

"Nuestra experiencia en la producción de series y películas en Nuevo México nos inspiró para aprovechar la oportunidad de establecer un nuevo centro de producción aquí", indicó Ty Warren, vicepresidente de producción física de Netflix, a través de un comunicado.