Un técnico trabaja en un laboratorio desarrollando kits para el testeo de coronavirus (Reuters)
Un técnico trabaja en un laboratorio desarrollando kits para el testeo de coronavirus (Reuters)

Infobae realizó un mapa interactivo, elaborado con datos de la prestigiosa universidad Johns Hopkins de Estados Unidos, que registra en tiempo real el avance de la nueva cepa de coronavirus surgida en China que ha dejado ya más de dos centenares de muertos y miles de infectados en una marea que se expande y atemoriza al mundo.

El Centro de Ciencia e Ingeniería de Sistemas (Center for Systems Science and Engineering, CSSE) perteneciente la institución con sede en Baltimore, Maryland, desarrolló este método para visualizar, geolocalizar y monitorear los nuevos casos que se detectan en todo el mundo.

Se cree que la nueva cepa surgió en un mercado especializado en la venta de carne de animales exóticos ubicado en la ciudad de Wuhan, en la provincia de Hubei en el centro de China, y desde entonces ha estado esparciéndose a otras ciudades chinas e incluso a otros puntos del mundo, debido al traslado en avión de personas infectadas. El gobierno chino no ha dado muestras hasta ahora de saber cómo controlar la epidemia. Y esa incapacidad de reaccionar a tiempo aumenta la preocupación mundial.

Las fuentes utilizadas para la actualización del mapa de la CSSE son la Organización Mundial de la Salud (OMS), el Centro de Prevención y Control de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), el Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades (ECDC) y la Comisión Nacional de Salud, el Centro de Prevención y Control de Enfermedades y el portal especializado DXY, estos tres últimos en China.

Las diferentes herramientas permiten ver la cantidad de infectados y muertos según cada ciudad y país, y también entender como ha crecido el número de contagiados a medida que pasa el tiempo.

“La intención detrás de este tablero es proveer a la gente con información para entender el brote a medida que ocurre, utilizando fuentes de datos transparentes”, explicó Lauren Gardener, miembro del equipo desarrollador, en un comunicado oficial.

Oficiales paramilitares con máscaras hacen guardia en la Puerta de Tiananmen, mientras el país es golpeado por un brote del nuevo coronavirus (REUTERS/Carlos Garcia Rawlins)
Oficiales paramilitares con máscaras hacen guardia en la Puerta de Tiananmen, mientras el país es golpeado por un brote del nuevo coronavirus (REUTERS/Carlos Garcia Rawlins)

Estamos actualmente en el proceso de desarrollar un modelo en torno al brote emergente, y pronto publicaremos actualizaciones con los resultados”, agregó.

Este brote de coronavirus, identificado como2019-nCoV, ha generado una enorme preocupación en todo el planeta y llevado al gobierno de China a establecer fuertes restricciones a los movimientos en la ciudad de Wuhan y sus alrededores, generando una cuarentena de hecho en un área poblada por cerca de 40 millones de personas.

El recuerdo del brote del SARS, un virus similar, en 2003 aún sigue fresco en la memoria de China. En aquella ocasión la epidemia duró seis meses, se propagó en más de 25 países en América del Norte y del Sur, Europa y Asia, y acabó con un saldo de 800 personas muertas, unos 8.000 infectados.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: