(Foto: Instagram/Kobe Bryant)
(Foto: Instagram/Kobe Bryant)

La estrella de básquetbol Kobe Bryant murió este domingo en un accidente aéreo en Los Ángeles, en el cual no hubo sobrevivientes. El choque se produjo en la zona de Calabasas, y junto con él fallecieron otras ocho personas, incluso su hija Gianna Maria Onore Bryant, de 13 años de edad.

La noticia ha conmovido al mundo entero y supone una verdadera tragedia para los más allegados al ex basquetbolista, que dejó atrás a su esposa y a tres hijas más. Y es que el deportista se retiró de las canchas profesionalmente en 2016 y desde ese entonces estaba enormemente entregado a su familia.

(Foto: Instagram)
(Foto: Instagram)

Fue Vanessa Laine Bryant, de origen mexicano, quien se robó el corazón de esta leyenda del básquetbol. Ella fue su compañera por más de dos décadas, convirtiéndose en una de las parejas más conocidas de Estados Unidos. Vanessa fue clave para que Kobe Bryant comenzara a hablar español, pues aunque nació en Huntington Beach, California, sus padres son latinoamericanos y hablan mayoritariamente en ese idioma.

Su amor por Vanessa, hija de madre mexicana, hizo que Bryant estudiara español, hasta que logró hablarlo con soltura. Uno de sus métodos favoritos era ver el programa Sábado gigante y la telenovela La madrastra.

(Foto: Instagram)
(Foto: Instagram)

La pareja se casó en 2001, aunque se conocieron en 1999 durante el rodaje de un videoclip, cuando ella tenía 17 años de edad y él, 20. En ese entonces ya jugaba en Los Angeles Lakers.

La atracción entre ambos fue inmediata; un año después de conocerse la pareja anunció su compromiso; era el cumpleaños número 18 de la joven bailarina. Ya en ese entonces tuvieron que luchar por estar juntos, pues los padres del jugador se oponían al matrimonio, y no acudieron a la celebración.

(Foto: Instagram)
(Foto: Instagram)

Se especuló con que no aprobaban la relación porque ella era latina, e incluso llegaron a admitir públicamente que no aceptaban su unión. “Es su vida”, dijo el padre de Kobe, Joe Jellybean Bryant, luego de que su hijo contrajera matrimonio.

El segundo golpe que este matrimonio tuvo que enfrentar fue una acusación en contra del basquetbolista por abuso sexual. Fue en 2003, cuando Kobe Bryant fue acusado de violar a una joven de 19 años de edad que trabajaba como empleada de un hotel en Eagle, Colorado.

(Foto: Instagram)
(Foto: Instagram)

El caso quedó atrás un año después, cuando la presunta agredida se rehusó a testificar. Aun así, el jugador admitió haber tenido relaciones sexuales con ella, aunque fueron consensuadas. Mientras duró el juicio, Vanessa lo respaldó, y aunque algunos pensaron que este sería el fin de su matrimonio ellos resistieron.

"Eres mi bendición. Eres un pedazo de mi corazón. El aire que respiro (...) siento que tengas que pasar por todo esto y que tengamos que hacer pasar a nuestra familia por esto”, dijo en una entrevista con la revista People.

(Foto: Instagram)
(Foto: Instagram)

Dos años después perdieron un bebé a causa de un embarazo ectópico. Y en 2011 ella inició formalmente el trámite de divorcio. Sin embargo, en junio del año siguiente, Queen Mamba (como apodan a la esposa de Kobe) suspendió el trámite.

"Estamos muy complacidos de anunciar que nos hemos reconciliado. Nuestra acción de divorcio fue disuelta. Tenemos esperanza de un futuro juntos”, escribió en ese entonces en su cuenta de Instagram.

Kobe Bryant en compañía de su hija Gianna, quien también falleció en el accidente aéreo (Foto: Instagram)
Kobe Bryant en compañía de su hija Gianna, quien también falleció en el accidente aéreo (Foto: Instagram)

"El viaje se hace hermoso al tener a alguien con quien compartirlo”, añadió la leyenda del baloncesto y del deporte mundial en otro comunicado.

Este 26 de enero, Vanessa, cuyos apellidos originales son Cornejo Urbieta, ha perdido a su esposo y a una de sus hijas. Padre e hija se dirigían a la Academia Mamba para una práctica de baloncesto cuando ocurrió el accidente. Viajaban en su helicóptero privado cuando este se precipitó contra el suelo y se vio envuelto en llamas. Personal de emergencias acudió al lugar del siniestro y confirmó que no hubo sobrevivientes.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: