Para muchos, Carlos Trejo es un personaje, pero hablar con el famoso Cazafantasmas es conocer a un hombre franco, con un temperamento indomable que no perdona las injusticias.

Trejo asegura llevar una vida muy en paz y presume no tener cuentas pendientes, además de ser un investigador de lo paranormal, Carlos es contador público titulado por la Escuela Superior de Estudios Contables (ISECF), abogado por parte de la UNAM y estudió la carrera de comunicaciones para poder tener la facilidad de hablar en televisión.

Infobae México conversó en exclusiva con Carlos Trejo y así es como define el personaje que lo ha hecho famoso: “Es un personaje que nunca estuvo planeado, que hoy está en esta entrevista y mañana con el presidente de la república, es un personaje sin poses que siempre será autentico”.

Su personalidad fuerte y temperamental le ha traído problemas con algunos famosos (Foto: Cortesía)
Su personalidad fuerte y temperamental le ha traído problemas con algunos famosos (Foto: Cortesía)

El Cazafantasmas casi nunca habla de sí mismo y aunque no condiciona ninguna entrevista, casi nunca abre esa puerta de infancia, que está llena de un dolor corrosivo.

“Carlos Trejo es un guerrero que desde niño aprendió a no poner las dos rodillas en el piso, una persona que luchó por sus ideales y un chamaco que quería soñar y que aprendió a hacer sus sueños realidad” compartió el Cazafantasmas en nuestra platica.

Trejo reconoce su temperamento fuerte, es un hombre rígido que no está acostumbrado a decir lo que la gente quiere y ante la pregunta de ¿cuál es su temor más grande? Su respuesta fue más que curiosa: “A volverme a casar, porque está cabrón” bromeó.

Soy un tipo muy tranquilo, que vive en paz, no me da miedo nada, no me asusta completamente nada. No veo la muerte como un proceso de despedida si no como una oportunidad, una meta
En julio de 2019, Alfredo Adame y Carlos Trejo, ofrecieron conferencia de prensa para dar detalles sobre su pelea de ajuste de cuentas y todo se salió de control (Foto: Cuartoscuro)
En julio de 2019, Alfredo Adame y Carlos Trejo, ofrecieron conferencia de prensa para dar detalles sobre su pelea de ajuste de cuentas y todo se salió de control (Foto: Cuartoscuro)

Carlos se quedó huérfano a los 9 años, sus padres fallecieron en un accidente automovilístico en 1976. Al respecto, aseguró que las heridas cerraron y el aprendizaje queda.

“La gente no sabe que vengo de una familia artística, mi abuela era ‘La Güera Cuevas’ una de las voces preferidas del cantante Cuco Sánchez. Mi padre biológico no lo conocí, pero mi padrastro fue Guillermo Lepe, el compositor de la canción ‘Tristes recuerdos’ primo hermano de la actriz Ana Berta Lepe, quien sirviera de modelo para el ángel de la independencia, también en mi familiar Marco Antonio Campos, que es nada más y nada menos que Biruta, el de Biruta y Capulina”.

El investigados de lo paranormal vivió momentos inolvidables rodeado de abundancia en su casa de infancia de Lomas de Chapultepec, acabaron en una vecindad cerca de Garibaldi, en uno de los barrios más peligrosos de México.

“Mi abuela era una santa, pero una santa pendeja, le dio administrar la herencia de mis padres a un tío que era alcohólico, yo a los 12 años acabé viviendo en la calle, luego acabamos en una vecindad por Garibaldi, honestamente dios nos procuró mucho, yo nunca he probado las drogas, pero si fue una infancia muy dura. Para este tío lo mejor que pudo pasarle era que mi madre muriera”, recordó.

Desde ahí, Carlos odia a las personas alcohólicas, por eso su equipo procura alejarle a las personas en estado inconveniente.

El libro de Cañitas y la película del mismo nombre ha sido un éxito a través de los tiempos (Foto: Nelly Salas/ Cuartoscuro)
El libro de Cañitas y la película del mismo nombre ha sido un éxito a través de los tiempos (Foto: Nelly Salas/ Cuartoscuro)

Carlos Trejo también ha escrito un sinfín de libros, uno de ellos el más leído de México, para Editorial Planeta, lugar donde rompió récords y se volvió un fenómeno.

“En aquel momento escuché a Carlos Loret de Mola decir que Cañitas era el libro más vendido de México, yo quería ir a Guadalajara a una presentación de la editorial, pero me dijeron que no, luego me hablaron para ir, pero les dije que fueran a chingar a su madre”.

Carlos Trejo no se anda con enredos, no tiene miedo a la muerte ni al qué dirán, no le importa quedar bien o no: “yo estoy en paz con Dios y con el diablo, mi actitud siempre será buena si me tratan bien, si alguien llega y me ofende le parto la madre” concluyó el comunicador que supo vencer su miedo hasta de sí mismo.

MÁS SOBRE ESTE TEMA