El centro del huracán de categoría 1 Florence tocó hoy tierra cerca de Wrightsville Beach, en Carolina del Norte, en la costa sureste de Estados Unidos, donde se registran ya importantes inundaciones, informó hoy el Centro Nacional de Huracanes (NHC).

Mientras los periodistas desafían al huracán y sus vientos de más de 100 kilómetros por hora, la noche en Carolina del Norte dejó numerosas zonas inundadas y destrozos varios.

Florence está haciendo estragos en esta zona de la costa sureste del país, con 150 personas que están siendo evacuadas por equipos de rescate, numerosas viviendas que ya están bajo el agua y al menos 400.000 usuarios que quedaron sin electricidad.

Los videos ilustran las consecuencias de este fenómeno en zonas como Emerald Isle, donde el agua trepa hasta los dos metros, y se espera que este problema sea aún peor en las próximas horas.

Florence tocó tierra a las 7.15 hora local (11.15 GMT), indicó el NHC, que en las últimas horas ha alertado de que el fenómeno meteorológico dejará inundaciones "catastróficas" mientras se adentra en Carolina del Norte y del Sur.

Este avance provocará su debilitamiento gradual, aunque sigue siendo un ciclón de grandes dimensiones, cuyos vientos huracanados se extienden hasta 80 millas desde su ojo y de fuerza de tormenta tropical hasta 195 millas desde el centro.

Otro temor es la resistencia de las estructuras a los fuertes vientos, que registran picos de 150 kilómetros por hora.

Así es conducir un automóvil en medio de la furia de Florence

Por otro lado, la caída de árboles complica el traslado de los expertos en huracanes que recorren la zona.

(Reporte de CNN y FoxNews)

MÁS SOBRE ESTE TEMA: