La final del challenger de Bérgamo debió ser suspendida a raíz del brote de coronavirus, enfermedad que ya ha afectado a más de 150 personas en Italia. La cancelación se realizó luego de que el Comité Olímpico Italiano (CONI), bajo instrucciones del Gobierno, pidiera el aplazamiento de todas las competiciones deportivas previstas para este domingo en las regiones de Lombardía y Véneto.

En el partido decisivo iban a enfrentarse el ucraniano Illya Marchenko y el francés Enzo Couacaud. Las autoridades del torneo habían pedido autorización para disputar el duelo a puertas cerradas, pero esto no fue aceptado.

A raíz de la suspensión del partido, se decidió que tanto Marchenko como Couacaud reciban los puntos ATP (48) y el premio económico (3650 euros) que corresponden al finalista. Esto desató la ira del ucraniano, que hizo su descargo en las redes sociales. “Nuestra final de hoy en Bérgamo fue cancelada por circunstancias desafortunadas. Los dos recibiremos el dinero y los puntos como su hubiésemos perdido el partido. ¿Ustedes piensan que eso es justo?”, escribió el tenista de 32 años.

Evidentemente ofuscado por la decisión, Marchenko publicó horas más tarde: “Estoy sentado en un aeropuerto lleno de gente en Bérgamo. Es irritante”.

El creciente número de casos de coronavirus en Italia tuvo un impacto directo en el mundo del deporte. La preocupación derivó en una suspensión de todos los eventos que debían desarrollarse este fin de semana en Lombardía y Véneto. En estas dos regiones del norte de Italia es donde se han producido la mayoría de nuevos contagios.

Además de la final del challenger de Bérgamo, se postergaron cuatro partidos correspondientes a la Seria A de fútbol, el encuentro entre Milan y Fiorentina de la liga femenina y el duelo del Torneo de las Seis Naciones femenino entre Italia y Escocia.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: